divendres, 3 de febrer de 2012

MI VIDA EN PEDAZOS

 MI VIDA EN PEDAZOS 

Hoy de todo nada queda.

Solo me acompaña
la tristeza, la soledad y  los recuerdos.
Y sin querer reviven ese momento
que hiere mi corazón.

Entregue mi tiempo, mi alma y mi espíritu.
Yo solo quise amar con el corazón.

Mi dolor, momentos encerrados en mi corazón,
que nunca podrán ser arrancados.


CUANDO

El silencio de la noche no me permite inspirarme,
tal vez está sufriendo mi alma,
Mi corazón sufre aún por mí,
sin explicarse quien fue el culpable.


No te he perdonado y no pretendo hacerlo.
Solo pensar lo que me hiciste me ocasiona  gran dolor.
Te di todo lo que pediste, pero mucho más me robaste.
Lo suficiente para que si decidía huir ,volviera de nuevo
arrastrándome y así seguir humillándome.


Ahora que  tengo un futuro
y no puedes extorsionarme ni controlarme,
tu te sientes mal, y sigues esperando que vuelva.
Que la luz brille otra vez para ti,
y que la oscuridad se cierna sobre mi.


Espero que me olvides en definitiva
para que seas feliz, y yo ser feliz mientras viva.
Y no bajar mi mirada cuando la vida nos reúna en la calle.
Quiero pasar de todos vosotros siguiendo un rumbo diferente.

TRISTEZA

Energía dañina y mortal,
desgarradoras de penas.
La tristeza, agonía 
que borras de mi rostro
mi simple sonrisa.

Fuente cicatrizante de heridas
en mi espíritu y mi alma.
Odiosa tristeza,
aléjate de mi vida,
de mi ilusión y mi alegría.
No camines en mi corazón
ni a lo largo de mi vida.

Ingrata compañera.
Tú eres muerte
bruja malvada.
No intentes enjaular
mi vida en ti.


¡VEN!

Atravesando deprisa,
marcando con paso firme
la ruta del no olvido.
Apartando a los odiosos
buitres que destrozaron mi pecho.
Recuerda que conserva huellas
y tiene sentimientos.

¡VEN! 2

Ven de una vez.
Estoy apagando el rostro
de aquella luna traicionera,
que nunca marco las horas vivas,
por estar muerta
Y quiebra con la luz de su mirada
las ideas oscuras.


¡VEN! 3

Borrando de mi mente tus recuerdos rotos.
Arrancándome de la fea muerte
que tatuó mis manos y arrancó mi lengua.
Destierrame de los atardeceres nostálgicos,
de las noches de infierno.
Y al fin, aparta mi vida en un suspiro
y rápidamente devuelvamela,
antes que muera definitivamente.

¡VEN! 8

Avanzan mis manos
cuando la angustia no se calma.
Los abismos pronuncian mis penas,
cuando me duelen las llagas
y las heridas me sangran.
Aunque parezca mentira nunca se cerraron,
solo les deje creer que eran cicatrices duras
y rebeldes como piedras.

¡Ven!
Cuando puedas escuchar mi voz
en el murmullo de mis penas.

2 comentaris:

  1. Me gusta lo que leo pero no me gusta si es realidad

    Venezuela

    ResponElimina
  2. Me alegra que te guste
    Gracias por visitar mi blog

    ResponElimina